Antonio Goulart, Brasil: “Tuvimos la capacidad para construir herramientas como el PT, ahora necesitamos movilizarnos en la calle”

Encuentro Internacional “Crisis y Soberanía Energética”, Mar del Plata, Argentina 2016

Antonio Goulart, Brasil. Integrante de la Federación Interestadual de Sindicatos de Ingenieros de Brasil y la organización brasilera Consulta Popular. “Estamos construyendo un frente político de izquierda con mucha participación de los movimientos sociales tras el golpe que fue muy fuerte”, dijo el dirigente gremial.

¿Cómo explicar el actual contexto en Brasil?

AG: Es una modalidad de golpe nueva en la que no se usan las fuerzas armadas, ahora son las grandes empresas y una justicia que está pasando por encima de la Constitución en todo momento. Estamos viviendo una situación fascista y reaccionaria en Brasil, ser joven con una remera roja está complicado. La izquierda debe juntarse porque es la única solución para enfrentar esto. Los grandes programas que el PT ha desarrollado desde 2013 no han alcanzado para proteger el proyecto, faltó generar conciencia. Lula saco a 30 millones de personas de la miseria y parece que no significó nada porque lo van a intentar mandar a la cárcel en cualquier momento. Es que Lula tiene un potencial electoral enorme para las elecciones de 2018 y el gran capital busca evitar la posibilidad de que se presente.

¿Cuál es el primer impacto que han tenido los trabajadores con el gobierno de Temer?

AG: Varias cosas, ahora están intentando una reforma educativa muy amplia en la secundaria y la universidad con el argumento de que la educación es muy ideológica. Quieren sacar del plan de estudios historia, filosofía y geografía para formar una población acrítica. El segundo tema es el ataque total a las leyes laborales vigentes. Otro problema es el futuro de la mayor reserva de petróleo recién descubierta, el Pré-Sal, se dice que tiene 300 mil millones de barriles de muy buena calidad porque es de pozo profundo. Esta semana paso al congreso la ley que quita a Petrobras la exclusividad de la explotación. El petróleo era brasileño y Petrobras hacia la explotación y se llevaba el 30 %, mientras que ahora no tiene nada. Se lo van a entregar a Shell, a Chevron o a alguna de esas. Ahora el modelo es por concesión, se entrega a las empresas transnacionales que pagarán 1 millón de dólares aproximadamente para una reserva de 1.000 millones de dólares. Harán lo que quieran con ese petróleo, importarán el crudo sin procesarlo ni nada. Hasta ahora el dinero de ese petróleo tenía dos destinos: una parte para educación y otra para salud, ahora no corre más esa inversión dentro de lo que era el "Fondo Soberano". Hay un desmonte total del Estado. Brasil durante el neoliberalismo consiguió mantener muchas cosas como Petrobras, el Banco do Brasil, políticas de vivienda, etc., no fueron privatizadas y se mantuvieron con herramientas de gestión estatal.

¿Cómo se encuentra la resistencia a éste nuevo proyecto neoliberal?

AG: Argentina, por ejemplo, tiene una capacidad de movilización callejera que los brasileros no tenemos, nosotros tuvimos la capacidad para construir herramientas como el PT, para llegar al gobierno, pero ahora necesitamos movilizarnos en la calle. No es que seamos pocos pero los medios como la TV O Globo tienen capacidad de llegar a 86 millones de brasileros todos los días, a las 12 de la noche tienen un noticiero con gente muy preparada en la que construyen una narrativa a diario. "¡Miren la corrupción, la corrupción, la corrupción!", ¡No! la corrupción es la derecha, no porque la izquierda no la tenga, pero es no es todo. La corrupción fue de 50 mil millones de reales, los impuestos que no pagan los empresarios implican alrededor de 500 millones, y la deuda es de 1.000 millones, pero de esto último no se habla nada de nada. Entonces el pueblo solo recibe la información de la derecha a través de la prensa, como lo hace Clarín en Argentina pero creo que O Globo es más hegemónico que Clarín. Nosotros tenemos centrales sindicales poderosas, ahí está lo mejor de Lula y del PT, pero no se construyó algo alternativo en los medios de comunicación. En internet hacemos cosas, pero es insuficiente contra el poderío de la televisión abierta, entonces estamos en desventaja ideológica. Así y todo Brasil tiene una izquierda fuerte y un movimiento social organizado para dar la pelea, pero estamos en desventaja si no el golpe no hubiera sido tan fácil.

Prensa FeTERA

Está aquí: Inicio FeTERA Seminario Internacional 2016 Antonio Goulart, Brasil: “Tuvimos la capacidad para construir herramientas como el PT, ahora necesitamos movilizarnos en la calle”