Ángel Figueroa Jaramillo, Puerto Rico: “La Junta de Control Fiscal que intenta imponer EEUU es un nuevo atropello colonial”

Ángel Figueroa Jaramillo, Puerto Rico. Presidente de la UTIER, Unión de Trabajadores de la Industria Eléctrica y Riego de Puerto Rico estuvo presente en el Encuentro de Mar del Plata sobre soberanía energética y detalló algunos temas sobre a actualidad de Puerto Rico y trajo a la mesa la cuestión de abordar desde la izquierda el tema de las energías alternativas, “no debemos permitir que el modelo de los próximos 40 años que será el modelo de la energía renovable o de autogestión lo ocupen los privados. Es importante posicionarse desde ahora para el futuro energético”.

 ¿Cuál es la situación de los trabajadores de Puerto Rico y de la UTIER en este momento?

AFJ: El sindicato nuestro junto al pueblo de Puerto Rico estamos enfrentando la presión más atropellante del gobierno de EEUU en su poder imperial contra una colonia. Se acaba de aprobar en el congreso de EEUU una Ley donde se impone al pueblo de Puerto Rico una junta de control fiscal que determinará todas las decisiones económicas del país. Dicho fácilmente, los bonistas podrán cobrar la deuda pública del pueblo de Puerto Rico contraída durante años, la cual hoy en día ya es impagable. Vendrán a arreglar las finanzas de nuestro país desde el punto de vista de ellos, el propósito es obtener el dinero necesario para pagar la deuda aunque eso conlleve miseria, reducir beneficios de la clase trabajadora, tener menos servicios de salud y educación. La Junta de Control Fiscal que intenta imponer EEUU es un nuevo atropello colonial. También hay una idea que establece la privatización de la energía de Puerto Rico. Para nuestro sindicato será un gran reto frente a esa ley y frente al actual gobierno de derecha. Nuestro desafío es convencer a la población de que el modelo público y comunitario son las mejores opciones. Buscamos una soberanía energética real como el país que somos.

¿Cómo es el escenario energético de Puerto Rico?

AFJ: El 97% de generación energética proviene de combustibles fósiles, Puerto Rico no produce carbón, ni gas, ni petróleo, todo se importa. Hay un 1% de energías renovables y 1% de hidráulica porque las reservas de aguas son muy pequeñas para producir en gran escala. El gas se trae de Trinidad y Tobago y es comprado el 30% por una empresa privada y el resto por el Estado. El carbón es de una compañía privada contra la que hemos luchado porque sus cenizas están contaminando los yacimientos de agua. Ese es el modelo que hay en Puerto Rico y por eso hemos dicho que hay aprovechar el modelo solar. Tenemos un sol muy potente y debemos hacer algo con placas solares, está el recurso y hay que desarrollarlo. Estamos promoviendo comunidades solares autosuficientes, reconociendo que todavía no hay tecnología para estar conectados las 24 horas, pero creemos que puede ser parte del futuro.

¿Cómo ven desde la isla las elecciones en EEUU?

AFJ: Le estás preguntando a alguien que cree en la soberanía de mi país, yo creo que no hay ningún cambio en relación a los candidatos políticos y a los que han gobernado en EEUU. Unos dicen ser más liberales, otros más conservadores pero a la hora de implementar políticas internacionales hacen lo mismo, invasiones, explotación del pueblo, promueven guerras, etc. En el caso nuestro, como colonia no han llegado al extremo de utilizar las fuerzas contra nosotros pero no hay duda que la forma de imponer los procedimientos económicos son tan malos como los de una guerra. Una economía que produce miseria conlleva muertes y hasta suicidios. ¿En qué estado se encuentra el movimiento independentista de Puerto Rico? AFJ: Hoy está muy fraccionado como para ser un movimiento de izquierda como el que existe en otras partes, hay muchos grupitos pequeños sin capacidad para crear alianzas y sin tener objetivos colectivos. Cada día va mermando más el sector independentista, incluso hay quienes también son independentistas pero con una visión de derecha. Esa situación dificulta la posibilidad de reunirnos para poder llevar la bandera de la soberanía de nuestro pueblo en estos momentos.

UTIER forma parte del Encuentro Sindical Nuestra América, ¿Qué significa el ESNA para ustedes?

AFJ: Todo encuentro que se pueda hacer entre los sindicatos es importante. Es un espacio que hay que ocupar. El sistema capitalista se une para proseguir con sus propósitos y nosotros debemos aprender cómo hacerlo también. A la intención hay que trascenderla, mucho análisis produce parálisis, se diagnostica el problema pero nos estancamos porque no nos ponemos de acuerdo. Ayer en mi exposición (en el encuentro por la soberanía energética promovido por el Sindicato de Luz y Fuerza de Mar del Plata) dije que iba a comenzar el debate sobre que no hemos podido ver más allá del mundo energético, queremos sostener el mismo modelo de generación y venta de energía y lo único que cambia es si la riqueza la vamos a poner en manos privadas o las vamos a socializar con el pueblo. Pero es el mismo modelo, el mundo está cambiando de modelo y lo está ocupando el sector privado que está viendo más adelante que nosotros. No debemos permitir que el modelo de los próximos 40 años que será el modelo de la energía renovable o de autogestión lo ocupen los privados. Es importante posicionarse desde ahora para el futuro energético, hay un camino por recorrer, pero si queremos hablar de soberanía energética debe estar en manos del pueblo ese es el debate que hay que generar, el que hoy en el encuentro de Mar del Plata lo expresaron los compañeros mexicanos y que sintetizó Julio Gambina. Hay que ir por delante del capitalismo y no estar reaccionando a sus propuestas, que ha sido nuestra trayectoria en los últimos 30 años. Ellos se organizan y nosotros no sabemos hacer propuestas reales, debemos establecer un modelo sustentable.

Prensa FeTERA

Está aquí: Inicio FeTERA Seminario Internacional 2016 Ángel Figueroa Jaramillo, Puerto Rico: “La Junta de Control Fiscal que intenta imponer EEUU es un nuevo atropello colonial”